sábado, 4 de octubre de 2014

Antes De esposa y Madre... ser Mujer.

Antes De Esposa Y Madre... Ser Mujer.

¡Supera expectativas y resalta tus valores y cualidades!





Toda tu adolescencia soñabas en la boda que algún día tendrías. Soñabas en encontrar tu príncipe azul y después de recibir la bendición, serían ambos felices para siempre
Qué frecuente es creer que casarse es la solución a todo. Se llega a creer que vivir en pareja, ser la esposa de alguien, tener hijos, ser madre, etc. son la clave de la felicidad y que nada nublará esa felicidad.

Nada más lejos de la realidad. Cuántos casos escuchamos en el que una pareja después de años de matrimonio y convivencia, prácticamente hacen su vida por separado. Viven juntos, pero ya no comparten sueños ni actividades, los hijos ya se han ido y en vez de que esto sea un motivo para recuperar el romanticismo, representa realmente un motivo para pensar en separarse por la frustración y soledad que viven como pareja. 

¿Dónde está el error? Quizá estamos otorgándole a la vida matrimonial (y por consiguiente a nuestro esposo) la responsabilidad de nuestra felicidad. Pensamos que casadas, jamás volveremos a sufrir y la ilusión y el amor surgirán constantemente como por generación espontánea. 

¿Qué pasa si después de años nuestro matrimonio no es lo que esperamos? Sentiremos una gran soledad, aún acompañada por pareja e hijos, pero el vacío como mujer existirá. 

Olvidamos que para ser una buena esposa, una buena amiga y una buena madre, necesitamos antes ser una buena mujer. Una mujer realizada con ideas propias y que nos valoremos por ser nosotras mismas y no por ser la esposa de alguien. 


¿Qué tal si la vida no es como esperábamos? ¿Si al poco tiempo de casadas quedamos solas por alguna razón (divorcio o viudez)? ¿Qué tal si la vida no nos concede la realización de ser madres? ¿Qué tal si la vida nos pone a prueba y nuestro matrimonio se ve amenazado constantemente por problemas como el desempleo, infidelidad o una tragedia? 

Aún y cuando estés recién casada, dedicada en cuerpo y alma a hacer feliz a tu esposo; también es importante quererse a sí misma. Uno de los factores que aseguran el éxito en una relación es cuando admiras a tu pareja. Admiran tu personalidad, tus valores, los pequeños detalles, tus pasatiempos, tus planes de vida, entre otras cosas. 

Busca pasatiempos, desarrolla habilidades, estudia algún tema de superación personal, lee el periódico, practica un deporte, haz lo que tú quieras, pero mantén tu individualidad, sé orgullosamente Mujer.

FUENTE n2